Semanario de Sucesos y Noticias

"Argentina Dentro de las Noticias" - Periodismo Ciudadano - Siempre detrás de la verdad -Asociado a la APDRA
Mostrando entradas con la etiqueta #Tragedia. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta #Tragedia. Mostrar todas las entradas

lunes, 11 de diciembre de 2017

El ARA San Juan se habría desintegrado por un colapso?

La tripulación no habría tenido siquiera tiempo para darse cuenta de su propia muerte según este informe internacional del especialista en sonar Bruce Rule

Por Raúl Enrique Bibiano


El documento al que Argentina iNside News tuvo acceso, mediante un foro internacional de submarinistas, da cuenta que la tripulación del ARA San Juan, ni siquiera habrían tenido tiempo de enterarse de sus muertes. Expreso ello con el debido respeto por cada uno de estos héroes. 
Bruce Rule, especializado en Sonar y cuyo prestigio está más allá de cualquier duda sobre su labor profesional, así habría analizado lo ocurrido con el submarino ARA San Juan luego de conocerse la detección de la “anomalía hidroacústica”.
Por ello, el siguiente informe, refiere a lo que habría realmente sucedido al (S-42) Submarino ARA San Juan en la mañana del día 15 de noviembre de 2017 y no resulta nada descabellado, dado que Rule resulta ser una autoridad en la materia.
ANÁLISIS DE LA DETECCIÓN ACÚSTICA EN LA
PÉRDIDA DEL SUBMARINO ARGENTINO SAN JUAN  

Por Bruce Rule  

El documento al que Argentina iNside News tuvo acceso, mediante un foro internacional de submarinistas, da cuenta que la tripulación del ARA San Juan, ni siquiera habrían tenido tiempo de enterarse de sus muertes.
Una revisión analítica de toda la información divulgada por la Organización del Tratado de prohibición completa de los ensayos nucleares sobre la señal acústica asociada con la pérdida del submarino argentino ARA SAN JUAN confirma lo siguiente:
Esa señal acústica se originó cerca de 46-10S, 59-42W a 1358Z (GMT) el 15 de noviembre de 2017. Fue producida por el colapso (implosión) del casco de presión ARA SAN JUAN a una profundidad de 1275 pies. La presión del mar a la profundidad del colapso fue de 570 PSI. La frecuencia de la señal de evento de colapso (pulso de burbuja) fue de aproximadamente 4.4 Hz.
La energía liberada por el colapso fue igual a la explosión de 12.500 libras de TNT a una profundidad de 1.275 pies. Esa energía fue producida por la conversión casi instantánea de energía potencial (presión del mar) a energía cinética, el movimiento del pistón de agua que ingresó al casco de presión de SAN JUAN a una velocidad de aproximadamente 1800 mph.
Todo el casco de presión fue completamente destruido (fragmentado / compactado) en aproximadamente 40 milisegundos (0.040s o 1 / 25th de un segundo), la duración de la fase de compresión del evento de colapso que es la mitad del tiempo mínimo requerido para el reconocimiento cognitivo de un evento.
Aunque la tripulación pudo haber sabido que el colapso era inminente, nunca supieron que estaba ocurriendo. No se ahogaron ni experimentaron dolor. La muerte fue instantánea.
Los restos de SAN JUAN se hundieron verticalmente a una velocidad estimada entre 10 y 13 nudos. El impacto inferior no habría producido un evento acústico detectable a larga distancia.
La pregunta abierta es: ¿por qué no se tomaron medidas correctivas, como el balasteo, tomadas por la tripulación de SAN JUAN antes de que el submarino se hundiera hasta la profundidad del colapso? Según el portavoz de la Armada Argentina, Gabriel Galeazzi, el Comandante de la SAN JUAN reportó un "fallo" en el "sistema de baterías" del submarino. El tiempo de ese informe era 0730 el 15 de noviembre, se suponía que era GMT. Posteriormente, se informó que el problema había sido "reparado". El SAN JUAN pretendía sumergirse y continuar su tránsito hacia el norte. El casco de presión de SAN JUAN colapsó a las 1358 GMT el 15 de noviembre.

En el caso de la pérdida del submarino nuclear estadounidense SCORPION (SSN 589), el hidrógeno extraído por la batería principal explotó a las 18:20:44 GMT del 22 de mayo de 1968 incapacitando / matando a la tripulación con una sobrepresión atmosférica en el batería estimada que ha sido 7-10 veces el valor fatal. El casco de presión no fue violado. Esta evaluación se basó en el análisis de detecciones acústicas del evento y el daño observado en piezas de la batería fragmentada recuperada de los restos a una profundidad de 11.100 pies por el sumergible TRIESTE de EE. UU., Por ejemplo, análisis de difracción microscópica, espectrográfica y de rayos X. (No hubo inundación del casco de presión antes de que la batería explotara).
El autor de esta evaluación fue el analista acústico principal de la Oficina de Inteligencia Naval de los EE. UU. Durante 42 años, analizó los detectores acústicos de la pérdida del USS THRESHER (SSN 593) el 10 de abril de 1963 y testificó ante ese Tribunal de Investigación. El autor expresa su agradecimiento a quienes apoyaron esta evaluación con investigaciones y cálculos.
Los informes iniciales de la Armada Argentina indican que tuvieron un problema con su tubo de respiración que permitió que el agua ingresara al casco y cortocircuitó la batería delantera. Lo que sucedió después de eso para causar que el submarino se hunda solo es especulación en este momento. Como lo indica el autor de este informe, no está fuera del alcance de la posibilidad de que la batería directa explotara.
Un accidente similar ocurrió en el USS Bonefish (SS-582) en abril de 1988. El pudo salir a la superficie y el capitán ordenó evacuar el submarino. Por cierto, el CO, CDR Mike Wilson fue mi Oficial Ejecutivo en el Trident Training Facility Kings Bay después de este incidente.
SCORPION perdió potencia y se hundió lentamente durante casi 22 minutos para colapsar a una profundidad de 1530 pies a las 18:42:34 GMT del 22 de mayo de 1968.
Existe la posibilidad de que una secuencia similar de eventos ocurriera a bordo del SAN JUAN. Si se encuentra el naufragio y se realizan esfuerzos para recuperar los componentes, se debe hacer hincapié en el sistema de la batería.

El articulo está basado en el presente análisis del experto en sonar Bruce Rule, extraído de un foro internacional de submarinistas:

domingo, 2 de abril de 2017

Tragedia de Mocoa, en Putumayo los sorprendió durmiendo

 Por Raúl Enrique Bibiano
 Fotografías Agencias
                                                                                                                               

             S.O.S. MOCOA
                                          
Tragedia climática en ciudad selvática de Colombia, deja un tendal de muertos, heridos y desaparecidos que son intensamente buscados por los grupos de socorristas y el Ejercito Nacional.
Dramático: con su rostro desencajado, un rescatista  carga en sus brazos un bebé fallecido hallado bajo el lodo del alud
Mocoa es un municipio colombiano, el cual ejerce como capital del Departamento del Putumayo. Fundado el 29 de septiembre de 1563 por el Capitán Gonzalo H. de Avendaño, su economía está basada en la agricultura y las actividades comerciales. La ciudad también es punto de referencia social para los colonos que se acercan a las tierras departamentales, atraídos por las explotaciones petrolíferas. Es la única capital departamental de Colombia que no es el municipio más poblado del mismo.
En la noche del 31 de marzo próximo pasado, las torrenciales lluvias provocaron los desbordamientos de los ríos Mocoa, Mulato y Sancoyaco, generando avalanchas en varios sectores de la cabecera municipal de Mocoa, que causaron la destrucción de viviendas, puentes y arrastrando vehículos a su paso. Fueron arrasados 17 barrios de la ciudad. Se reportaron al menos 210 personas fallecidas de las cuales, 43 son niñas y niños de corta edad, hay más de personas 400 heridas, con un número indeterminado de desaparecidos, aunque se especula que serían mas de 250, (cifras preliminares para las primeras horas  de este domingo 2 de abril de 2017)

El gobierno nacional declaró el estado de calamidad en la zona luego de la inmediata llegada del Presidente Juan Manuel Santos para supervisar las tareas de búsqueda y rescate que todavía son realizados en la pequeña Capital selvática.
Esta tragedia, que tomó a todos por sorpresa en medio de la noche, fue la causa que muchos no pudieran escapar de forma anticipada y murieran atrapados por la cruenta avalancha que los tomó desprevenidos.

Las viviendas que sobrevivieron a ser destruidas completamente o arrancadas del suelo, han resultado invadidas ferozmente por miles de litros de agua y lodo, tal como se puede apreciar en esta imagen, en algunos casos, dependiendo de la altura de la vivienda, el lodo superó el metro o metro y medio de altura en sus interiores.

A todo ello, ya se ha difundido la primera identificación de algunas de las víctimas fatales por parte del Instituto de Medicina Legal:

El turístico municipio de Mocoa que se encuentra a 618 km a Bogotá y que cuenta con una población urbana de 36.052 habitantes, hoy se encuentra semi destruido y la mayoría de sus habitantes lo han perdido todo.

Como se puede apreciar en este breve video generado mediante un drone, todo ha sido devastado por la terrible avalancha de agua, lodo y rocas que desencadenaron la peor tragedia ocurrida en Mocoa.

Era casi la media noche cuando el caos sorprendía a muchos descansando, luego de un día de trabajo o de viaje. La desgraciada situación, los aterraba en medio de la oscuridad y la confusión, entre gritos de desespero y el estruendoso rugir de las enfurecidas aguas cargadas de barro y todo cuanto arrastraba a su paso, como enormes trozos de puentes de hormigón, enormes rocas y viviendas de construcción sólida.
El alcalde José Antonio Castro, pidió al Gobierno total respaldo. “Todos los barrios aledaños a los ríos, prácticamente muchos de ellos, quedaron casi desaparecidos. Hay un número indeterminado de desaparecidos, de niños y adultos que no alcanzaron a salir, y que todavía no han sido reportados”.
Este domingo Colombia amaneció con uno de los más impresionantes operativos de rescate que se hayan visto en tiempos recientes. Más de 1300 personas del Ejército, Policía, Fuerza Aérea, Armada, Defensa Civil, Bomberos, Cruz Roja, UNGRD, Gobernación, Alcaldía, CTI, Medicina Legal, y Corpoamazonia realizan labores para atender la tragedia. Mientras tanto 300 socorristas, 10 helicópteros, 6 aviones, 7 botes para apoyo fluvial y 63 vehículos para recorridos terrestres se encuentran atendiendo las urgencias. 

Según trascendió, para el grupo de Defensa Civil, el número de víctimas fatales podría aumentar dramáticamente, dada la situación, ya que tres barrios completos han sido arrasados por esta trágica avalancha que no ha dejado nada en pie a su paso.






Argentina iNside News continúa trabajando en el desarrollo de la información sobre este lamentable acontecimiento que se ha cobrado un innumerable hasta el momento, de víctimas en el Municipio Mocoa, capital del Departamento Putumayo en Colombia.

#SOSMOCOA Las autoridades han advertido que se necesita con urgencia alimentos no perecederos, frazadas, carpas y ropa. Según las autoridades, lo primordial es atender a la población que perdió todo y que tras los desbordes de los ríos Mocoa, Mulato y Sancoyaco 

Vista aérea del desastre ocasionado por lo que se consideró AVENIDA TORRENCIAL, que difiere de lo comúnmente denominado avalancha:

Este fenómeno denominado "Avenidas Torrenciales" resultan algo similares a lo denominado avalanchas, solo que en estos casos, se trata de desprendimientos de enormes porciones de masa de montañas o sierras que a gran velocidad recorren acompañadas con sedimentos (rocas) y vegetación, (arboles) por causes, cuestas y quebradas. Por ello es que en la imagen que se difunde a continuación, se pueden observar esas enormes rocas que no son de ese suelo, ellas llegaron demoliendo todo a su paso junto al enorme alud.